“Como un sortilegio gitano tu presencia me invade en cuerpo y mente, para acompañarme en tu ausencia, y recordarme con insistencia que sos en mi vida, lo que he permitido que seas... 
Cada hombre es responsable de su propio destino, como la flor que decide morir durante el otoño, como el ave que arrepentida vuelve a su nido....”
Caracas

23/10/2011
#ElTrovador
Se ha producido un error en este gadget.

VISITAS