“Aquel día empaque mis sueños junto a nuestras promesas rotas, emprendí un viaje sin retorno a tu olvido aturdido por un adiós sin razón. Mucho pasó desde entonces, o quizás nada, pero el día que decidí dejar de sentir aquel amor sin amantes, ese día todo cambio. No me sentí menos solo, no me hice mas sabio, pero si mas grande ... Y es que para hacerse hombre hay que aprender a amar y también a olvidar...”
08/AGO/2011
(Caracas, VE)
#ElTrovador

 

Se ha producido un error en este gadget.

VISITAS